RESOLUCIONES A FAVOR DE LOS DEMANDANTES ECUATORIANOS RESPALDADAS POR MAS DEL 30% DE ACCIONISTAS DE CHEVRON

Quito, 31 de mayo de 2017.- En la Asamblea General de Accionistas de Chevron Corp., llevada a cabo el día de hoy, en Midland Texas, los accionistas votaron en favor de tres resoluciones planteadas para que se produzcan cambios en la política que lleva la compañía frente al Juicio ambiental, ganado por indígenas y campesinos ecuatorianos agrupados en la Unión de Afectados por Texaco, UDAPT.

El juicio ambiental de indígenas y campesinos ecuatorianos en contra de Chevron, fue nuevamente parte de la discusión en la Asamblea General de Accionistas de la empresa, evidenciando que este tema inquieta a más del 35% de los inversionistas, que demandaron cambios e información respecto al tratamiento de este caso.

Pese al informe dado por el Gerente de la Empresa, John Watson, a los miembros presentes, en el que calificó de fraude al proceso judicial, fue sometido a cuestionamientos de los accionistas y tuvo que retractarse y cerrar el tema de forma abrupta, referente al caso.
A pesar de que la administración se presenta aparentemente “solida”, el 39% de los accionistas votaron a favor de una separación de la Gerencia y Presidencia, propuesta que fue sometida a votación por un grupo de accionistas y que pretende se adopte como como política y enmienden los estatutos para que el Presidente de dicho Consejo, sea un miembro independiente del mismo. Actualmente los cargos de Presidente y Gerente de la empresa los desempeña, John Watson, quien ha tenido un papel cuestionado frente al Juicio ambiental ganado por los demandantes a la compañía. Para los inversionistas, esto ha llevado a una supervisión inadecuada del Consejo de Administración y por tanto el manejo de la gerencia ha aumentado significativamente el riesgo y los costos para los accionistas.
La segunda resolución que tuvo un 20% de aceptación de los accionistas, se refiere a la necesidad de que los Consejeros de la petrolera, tengan conocimientos especializados y experiencia en temas ambientales, referidos a las acciones hidrocarburíferas, además que sea reconocido en el ámbito empresarial y medioambiental como autoridad en el campo.  Con ello los inversionistas reconocen la existencia de problemas ambientales producidos por Chevron Corp., lo que perjudica a la reputación de la empresa, dada su incapacidad de demostrar que son capaces de cumplir con los estándares internacionales para la protección del ambiente, lo que le dificultaría la obtención de nuevos capitales y licencias para la ampliación de sus operaciones.
La otra resolución está referida a la posibilidad de convocar a una reunión extraordinaria, tomando en cuenta que no han sido suficiente, ni verazmente informados respecto a la situación del Juicio ambiental de los ecuatorianos y que podría significar un riesgo importante para los inversores.  Esta resolución pretende fortalecer el Poder de la Junta y decidir sobre cuestiones importantes que pudieran surgir en períodos entre las Asambleas Anuales y logró el 31% de las adhesiones.
Para sustentar estas resoluciones, los proponentes asumen la existencia de una política errada adoptada por la gerencia de Chevron Corp., que en lugar de cumplir con su responsabilidad en los daños ambientales provocados en la Amazonía ecuatoriana y que ocasionó una sentencia en contra por más de 9.500 millones de dólares, ha mantenido una batalla legal que ha significado una gran inversión para la compañía, a lo que se suma una grave afectación a su imagen y reputación, lo que podría causarle riesgos económicos.
Como consta en los documentos que respaldan estas resoluciones, John Watson, el CEO de la compañía no ha informado adecuadamente a los accionistas sobre los hechos referentes al Juicio ambiental, que se ha extendido de Ecuador a Canadá, Brasil y Argentina, pero que además es reconocido en el mundo como el más importante en tema de defensa de derechos humanos y ambientales, llevado a cabo por las comunidades indígenas y campesinas de Ecuador, lo que ha golpeado fuertemente a la empresa, que ha sido puesta en cuestionamiento en todo el mundo.
Esta votación refleja una creciente preocupación de los accionistas de la petrolera, que ya presionan desde el interior de la propia empresa, para que este caso sea resuelto de manera definitiva. Para Willian Lucitante, Coordinador Ejecutivo de la UDAPT, lo sucedido hoy en Midland es un éxito alcanzado por los afectados ecuatorianos, puesto que “pese al millonario gasto económico realizado por Chevron para destruir la lucha de los pueblos, cada vez estamos más fuertes en la lucha global” dijo al conocer sobre las resoluciones, a la vez que agradeció a los accionistas que propusieron las resoluciones y a quienes votaron en favor de ellas.

Pablo Fajardo abogado de los demandantes afirmó, que es repudiable que el Gerente de Chevron no incorpore el valor de la sentencia judicial en el balance económico de la empresa, ni informe adecuadamente a los accionistas sobre el riesgo que existe en las inversiones que mantienen en la corporación. Para el representante de los afectados, las resoluciones apuntan a que la administración asuma una mayor responsabilidad con el planeta, tanto en temas ambientales, como derechos humanos.

 

Contactos: Unión de Afectados y Afectadas por las Operaciones de Texaco (UDAPT)

Quito Ecuador

Teléfonos: (593) 2 273533

Correo electrónico: casotexaco@gmail.com

Posted on mayo 31, 2017 in Audiencia EE.UU.

Share the Story

Back to Top